La llegada al poder de los Reyes Católicos

Posted on Actualizado enn

El matrimonio entre Isabel y Fernando supuso la unión dinástica de las coronas, no así la política. Cada rey gobernará en su reino, aunque Fernando si tuvo alguna intervención en castilla, pero siempre delegado por la Reina. La Reina no intervino en Aragón.
A finales del siglo XV, en Aragón se sucedió una guerra civil. La monarquía de los Trastámara ocupaba la corona. Alfonso V reinaba desde Nápoles sobre un virrey. Este suceso, unido a la crisis agraria, que enfrento a los Pageses contra los nobles, y el quiebro de varias bancas, pudo provocar un ambiente de tensión. También existía un enfrentamiento entre la Biga (oligarquía urbana) y la Bulga (gremios). Juan II sucedió a Alfonso V en el trono. El nuevo rey fue, junto a su hijo Carlos, protagonista de la guerra civil aragonesa. La guerra de 1466 es causada por el deseo de Juan II de que un hijo procedente de otro matrimonio reinara. Este nuevo hijo era Fernando. La guerra acabó estallando cuando Carlos muere en prisión y Juan II es declarado culpable por parte de los seguidores de Carlos. Fue una luche entre monarquía y Generalitat. La crisis se acrecentó con el conflicto frente a Francia por el Rosellon y la Cerdaña.
El enlace se hace en secreto, debido a las amenazas que sufre Isabel por parte de su hermano. Ella fue llevada a Valladolid, al igual que Fernando. Ante la falta de posibles tuvieron que pedir dinero a los judíos ricos. A la boda se oponían los franceses y los nobles de Castilla, que veían perder el poder que disfrutaban con un rey débil. A favor estaba Juan II de Aragón y el arzobispo de Toledo.
En 1475 Enrique IV es destronado por los Pacheco y el Arzobispo de Toledo en su hermanastro Alfonso, de 11 años. Al morir este, en 1468, Enrique IV reconoce cómo heredera a Isabel, una decisión que contó con el beneplácito del marques de Villena, los Pacheco y el arzobispo de Toledo, en el tratado de los “Toros de Guisando”.También desheredó a Juana la Beltraneja, pero sin declararla ilegítima. Pero con la boda entre Isabel y Fernando, en 1969, Enrique IV rompe su acuerdo y deshereda a Isabel, con la que tenía planes para el rey de Portugal y nombra heredera a Juana, haciendo estallar la guerra civil (1475-1479). Poco a poco se aclararon los dos bandos:
  • Isabel, los Mendoza y los Enrique.
  • Enrique IV, los Pacheco, el Arzobispo de Toledo y Ponce de León. Estos últimos irán en contra de la posibilidad de un rey aragonés.
En 1474 muere Enrique IV, proclamándose reina Isabel y provocando la reacción de Felipe V de Portugal, que reconoce a Juana cómo reina. En la batalla de Toro de 1476 Fernando demostró su valor estratégico, fortaleciendo la monarquía y provocando el cambio de bando, de los señores, al suyo. Francia interviene apoyando a Portugal para que invada Castilla y le ceda Aragón. En 1479 se firma la paz en “el tratado de Alcaçovas”, donde se consigue una relación de futura estabilidad con Portugal gracias a una política de matrimonios. Muere Juan II de Aragón, heredando Fernando la corona y uniéndose los dos reinos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s